Tras lo sucedido en la acalorada semifinal de la Copa América 2019, Argentina y Brasil volvieron a verse las caras y protagonizaron un clásico que volvió a dejar polémicas declaraciones.

Luego de la victoria por 1 a 0 para los de Lionel Scaloni gracias a un tanto de penal de Lionel Messi (antes Gabriel Jesús falló una pena máxima para los de Tite), Thiago Silva explotó y apuntó con dureza contra el capitán del conjunto albiceleste, a quien acusó de manejar a los árbitros y ser un maleducado.

“Quería mandar sobre el juego”, fue el primer dardo que lanzó el marcador central del Paris Saint Germain. “Dio dos pelotazos, y el árbitro no hizo nada. Discutió con el árbitro y éste siguió riéndose. Hay que dejar de lado la admiración”, lanzó el futbolista, enfurecido por la actuación del juez neozelandés Matthew Congei.

Según el punto de vista del ex Milan de Italia, “Messi siempre busca forzar al árbitro para que le den situaciones de falta o lanzamientos peligrosos, y siempre actúa de esa manera”.

No conforme con estas palabras, Thiago Silva aseguró que varios futbolistas avalan su teoría sobre la forma de desenvolverse del argentino dentro del campo de juego:“Hemos hablado con algunos jugadores que juegan en España y sucede lo mismo, busca controlar el juego e influir en las decisiones del árbitro”.

El defensor remarcó que este accionar no lo puede llevar adelante dentro del plano de las competencias europeas a nivel clubes. “En la Champions League no tiene esa ventaja porque los árbitros son más duros. No lo ves tratando de mandar tanto. Hay árbitros, que por admiración, comienzan a ponerse de su lado. Como no teníamos a Neymar a nuestro lado estábamos en desventaja”, expresó el zaguero.

Thiago Silva también se metió dentro de la pelea que tuvo el argentino con el director técnico Tite. El defensor respaldó a su entrenador y catalogó de maleducado a la Pulga: “Es difícil de entender cuando hablamos de educación sobre el campo, y uno de los jugadores más admirados del mundo hace eso. No se lo haría a una persona mayor, pero que se lo haga a un entrenador… por mucho que exista rivalidad, la educación tiene que ser lo primero”.

El futbolista del PSG, en la antesala al partido, había mostrado otra cara y elogió públicamente a Lionel Messi: “Para mí es el mejor jugador de la historia. El mejor jugador que yo vi jugar. Siempre es un privilegio muy grande poder enfrentarlo. Pero ahora es Brasil-Argentina. Yo me preocupo por defender nuestro lado y a él lo admiraré en otros partidos”.

Comentarios de Facebook

Comentarios