Por una mayor oferta y en sintonía con la región, el dólar bajó 34 centavos este viernes a $ 38,37 en bancos y agencias, según el promedio de ámbito.com.

El billete acompañó al Mercado Único y Libre de Cambio (MULC), donde la divisa cayó 30 centavos a $ 37,40, con lo que terminó la semana con un retroceso de 32 centavos, debido a una mayor demanda de pesos en el mercado.

El Banco Central subastó Letras de Liquidez a 7 días de plazo por $ 159.754 millones, con una tasa promedio de corte de 59,16% (lo que represente un incremento con respecto a la licitación previa, cuando había convalido un retorno del 59,009%).

El rendimiento máximo adjudicado del 59,70% y el mínimo, 58%.

A nivel global, el dólar cayó luego de que un dato mostró una desaceleración del crecimiento del empleo en Estados Unidos en noviembre alimentando las expectativas de que la Reserva Federal modere el ritmo del alza de las tasas de interés en 2019.

En la región, el dólar cedió un 0,4% en México y un 0,5% en Chile.

Los máximos se anotaron en los $ 37,55 con la primera operación registrada, 15 centavos debajo de los valores del cierre previo. De inmediato, los ingresos desde el exterior dominaron el desarrollo de las operaciones forzando una baja de los precios que tocaron mínimos en los $ 37,20 a media mañana, en los momentos de mayor presión vendedora.

Luego, una ligera recuperación de la demanda alejó los valores de los mínimos, haciéndolos fluctuar con relativa disparidad pero sin lograr que recuperen los niveles iniciales. El volumen operado ascendió un 16% a u$s 719 millones.

El analista Gustavo Quintana aseguró que «el dólar se acomodó en la semana en un rango menor y algo alejado de los $ 38, mostrando un flujo de ingresos que logró ir abasteciendo la demanda y suavizando la corrección final sin exhibir tensiones significativas».

Para el operador, «las necesidades de pesos mantuvieron un predominio en el mercado financiero y fueron justificando una relativa debilidad del dólar, siempre completando un ciclo que estacionalmente se verifica en esta parte del año».

Por su parte, el economista Gustavo Ber destacó que «la moneda norteamericana se presenta más ofrecido y cede terreno, en línea un comportamiento de las monedas emergentes ya que algunos operadores aún están inclinados por aprovechar las altas tasas en sus apuestas por el ‘carry-trade'».

Agregó que «a pesar de ello, ya quedó demostrado recientemente que los acercamientos a la banda inferior generan de inmediato una autoregulación, dado que la dolarización de carteras sigue vigente».

El economista Christian Buteler precisó que en la semana vencieron $718.711 millones y que el Banco Central absorbió $41.800 millones al adjudicar un total de Leliq de $769.309 millones. De esta forma, el stock creció $50.598 millones, en un contexto en el que la tasa promedio estuvo el lunes en 60,278% y concluyó hoy en 59.16%.

En el mercado informal, por su parte, el blue cerró estable a $ 37,50. El «contado con liquidación» repuntó el martes 79 centavos a $ 37,40.

En el mercado de dinero entre bancos el “call money” se operó a un promedio del 56%. En “swaps” cambiarios se pactaron u$s 158 millones para tomar y/o colocar fondos en pesos mediante el uso de compra-venta de dólares para el lunes y el martes.

En el mercado de futuros ROFEX, se negociaron u$s 785 millones, más del 50% se pactó entre diciembre y enero, con precios finales a $ 38,519 y $ 40,22 con tasas del 45,50% y 50,04% TNA, respectivamente.

Comentarios de Facebook

Comentarios